Habitantes del municipio de Totolac pidieron la intervención del Congreso local para que sancione al alcalde de ese municipio Giovanni Pérez Briones, toda vez que sus borracheras son cargadas al erario público, en lugar de que ese recurso sea destinado para atender las necesidades de las comunidades que han sido olvidadas.

Lo anterior, después de que una factura por el consumo de bebidas embriagantes fuera enviada a diversos medios de comunicación en la que

aunque no precisa la fecha, el edil de Totolac gastó 6 mil 765 pesos en el bar denominado la tercera ronda.

El documento fiscal fue emitido por ese comercio -ubicado a un costado del Congreso local-, a nombre del Ayuntamiento de Totolac con RFC MTT 850101 U72 bajo el concepto de consumo de bebidas alcohólicas fueron cargadas al erario público.

Y aunque se sabe que el alcalde gusta de ingerir bebidas embriagantes con frecuencia en el referido lugar, las mismas le cuestan a los habitantes de esa demarcación y en contraparte ha descuidado atender las necesidades prioritarias de las comunidades que conforman ese municipio.

Tanto habitantes como empleados de esa comuna exigieron al Congreso local a través del OFS realizar una minuciosa investigación ya que son constantes las borracheras del edil que no tendrían nada de malo sino es porque se las carga al pueblo de Tlaxcala.

Deja un comentario
- Publicidad -